Perú, los costos del colapso del transporte público

Microbuses en Lima, Perú.Según un estudio, el caos del transporte público en Perú le cuesta al país 20 mil millones de dólares al año, una pérdida anual que equivale a casi el 10% del PBI obtenido en 2013. Chile presenta el índice mensual de actividad económica más bajo desde el 2010. Estados Unidos invertirá 33 mil millones de dólares en África.

El informe técnico, realizado por la Asociación Latinoamericana de Sistemas Integrados de Transporte (SIBRT), plantea que para reducir a la mitad esas pérdidas el sistema de transporte peruano debe transformarse en las 12 ciudades donde reside el 50% de la población del Perú, de 30 millones de habitantes. Entre ellas, están Arequipa, Chiclayo, Cusco, Ica, Iquitos, Juliaca, Lima y Piura.

“Esta pérdida anual de u$s20.000 millones -casi el 10% del PBI en 2013- se carga a los gobiernos, a las empresas y a las familias”, dijo Luis Gutiérrez, secretario general de SIBRT.

De las pérdidas económicas, el 4% corresponde al ámbito de la salud pública; otro 4% a la operación del transporte; y 2% a la economía familiar, según indicó el experto.

Gutiérrez explicó que los efectos en la salud se manifiestan en la pérdida de vidas y elevados costos de atención médica por los daños de la contaminación ambiental. Así como también en la discapacidad temporal y permanente ocasionadas por los accidentes de tránsito, que son asumidos por las familias y los servicios de salud pública.

Un nuevo modelo, indicó la entidad, requiere de una reforma en el sistema de transporte actual, convirtiéndolo en uno donde prime la formalización y organización de las empresas,ordenamiento del servicio, diseños de rutas integradas con medios masivos como el metro y buses de rápido recorrido y una infraestructura en correcto estado de mantenimiento.

Lima inició recientemente una reforma del transporte público con nuevos corredores para buses ecológicos, pero enfrenta la resistencia de poderosos gremios de minibuses que se oponen a cambios en un antiguo sistema con el que han sido “reyes y señores” en las calles de la capital peruana.

La mala calidad de los combustibles, con altos niveles de azufre y plomo, y los vehículos obsoletos han convertido a Lima en la ciudad con el aire más contaminado de Sudamérica, un escenario que Lima trata de combatir mientras se prepara para ser anfitriona en diciembre de la cumbre COP20 de cambio climático.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s